jueves, 16 de mayo de 2013

Frustración y facsímiles

Bueno más o menos, sabemos que es la frustración, todos tenemos frustraciones en la vida, y los aficionados a los libros alguna más …

Pues bien, hay tres métodos reconocidos para llevarla,  


  1. Primero la violencia (pero la imagen de un bibliófilo, subido a un puesto de libros, dando con un libro de gran formato, por supuesto en su estuche , no se estropee, en la cabeza a  los libreros para poder llevarse , un libro, no debe ser habitual,(supongo) a menos ,que cambies libreros por zombis, que curiosamente esa escena, si me  la imagino jejejej cosas de frikis…Klaatu barada nikto)
  2. Como somos gente educada, la segunda opción LA HUIDA, cuando ves un libro que quieres y no puedes tener, intentar olvidarlo, posponerlo, buscarlo más barato, intentar borrarlo de tus recuerdos, vamos los que hace la mayoría…
  3. Y la tercera vía es la sustitución, tener algo sustitutivo del original, que mitiga el deseo, bueno pues en vez de darnos al sexo salvaje, u otras cosas sustitutivas, (que sería terrible oigan jajajaja) pues para eso está los facsímiles. Y mirando mi biblioteca resulta que he visto, que mis niveles de frustración, son evidentes jajajajja  que no , que es broma.

 Resulta, que normalmente  no compro facsímiles, a menos que sean interesantes, y/o baratos, busco, lo original y raro. Pero algunos facsímiles son numerados y pueden ser considerados por si mismos y otros simplemente son bonitos.

Bueno después de tanta hx , os enseño los que tengo, baratitos para que nadie se frustre, por precio, la verdadera barrera de este deporte…